¡¡Feliz día de la Mujer!!

Día Internacional de la Mujer

The Times de la India, Ahmedabad, Jueves, 8 de Marzo de 2012

Desmoronando la albañilería masculina

Rachaita, la primera Cooperativa de Mujeres Trabajadoras en la Construcción, hace un impacto histórico Ladrillo por Ladrillo

Radha Sharma | TNN

Ahmedabad: Ketan Makwana, trabaja como ingeniero civil en una empresa situada en la ciudad. Él considera que su maestro más valioso ha sido su madre Madhu (45) quien es viuda y trabajó como obrera en la construcción. Madhu se convirtió en una diestra albañila.
Ella trabaja en obras grandes, gana entre 400-500 rupias diarias, y es la cabeza del hogar. Ella le da muchos pequeños pero muy valiosos consejos que solamente un profesional con experiencia podría ofrecer. De hecho, Ketan admite que él habría dejado la escuela si su madre no habría trabajado duro para abrirse campo en la albañilería – tradicionalmente, un bastión masculino

Madhu es una de las 1 000 y pico socias de Rachaita, la primera cooperativa de construcción registrada en el estado y probablemente en el país, que está compuesta solamente por mujeres. La cooperativa Rachaita, que fue registrada en el 2005, forma parte de la Asociación de Mujeres que trabajan por cuenta propia (Sewa). Luego de un comienzo inestable, las mujeres han salido adelante por su propia cuenta. Rachaita tiene una ganancia del 25%, después de pagar a las mujeres.

"Estamos orgullosas del hecho que Rachaita es una cooperativa contratista compuesta solo por mujeres, y consta en la lista de los quinientos mil y pico contratistas con la gran empresa de construcciones Larsen y Toubro", indicó Varsha Thakar, una de las gerentes en Rachaita. "En realidad cuando nos registramos con la empresa, nos visitó un alto funcionario para determinar nuestras aptitudes. La pregunta inicial de la mayoría de empresas es saber si las mujeres realmente pueden trabajar y desempeñarse a un nivel más alto que el de ayudantes de obra. Tenemos que dar demostraciones para probar nuestras aptitudes.
Fotos: Bhadresh Gajjar, Yogesh Chawda, Dhaval Bharwad

ASCENDIENDO POR SU PROPIA CUENTA

Actualmente, 450 mujeres trabajan activamente en las obras de construcción durante todo el año. La cooperativa ha trabajado con grandes empresas de construcción tales como Shapoorji Pallonji, L&T, el Grupo Safal y ha completado trabajos en hospitales, hoteles, departamentos, bungalós y tiendas.

El primer proyecto de Rachaita fue un trabajo a destajo en la orilla del Río Sabarmati. "Nos metimos en el río y aprendimos a nadar", recuerda Ramila Parmar, la presidenta de Rachaita. La cooperativa tuvo pérdidas, ya que las mujeres no estaban acostumbradas a trabajar bajo presión y en el desempeño de trabajos pesados. "Tuvimos que cortar y doblar barras de hierro y cavar pozos. Se debía cavar un pozo en tres días – nosotras lo hicimos en 18 días", recuerda Parmar. Luego de haber completado el proyecto con la ayuda de hombres, las mujeres aclararon las cosas y aprendieron de sus errores. Ellas recibieron formación de CEPT y de la Escuela Técnica CN, lo que las preparó en dar el paso decisivo.

Ahora, las mujeres han levantado 22 Kg. de ladrillos han construido paredes y han doblado barras de hierro", manifestó Parmar. "El equipo cuenta con 10 y pico de albañilas altamente capacitadas y un número igual de mujeres que se han graduado de supervisoras de obra, a quienes las mujeres las llaman "las ingenieras descalzas. Ellas ganan 180-500 rupias diarias, dependiendo de sus aptitudes."

Kanta Rathod, una de las trabajadoras, dice: "El poder mantener a mis cuatro hijos después de la muerte de mi esposo, se lo debo a Rachaita. Aprendí albañilería y ahora gano 350 rupias diarias, durante todo el mes.

Rathod, al igual que la mayoría de las mujeres que trabajan con Rachaita, solía regresar con las manos vacías de kadiya naakas, 20 días al mes cuando se inició la mecanización a principios del año 2000. Y las empresas necesitaban albañiles diestros, quienes en ese entonces eran todos hombres.